lunes, 15 de mayo de 2017

Raviolis rellenos de espinacas y ricota

Si los niños disfrutan comiendo pasta, no os quiero decir si la hacemos en casa, es super sencillo, sabe riquisima y es ideal para pasar un rato con los niños.


La receta de pasta que os pongo, vale tanto para hacer pasta rellena, como es este caso, como para hacer tallarines o espaguetis. Si no teneis la maquina para hacer pasta, la podéis sustituir perfectamente por un rodillo y un buen cuchillo.

INGREDIENTES

Pasta fresca

1 huevo
100 gr de harina
1 cucharada de aceite de oliva.

Relleno de espinacas y ricota

1 cebolla.
500 gr. de espinacas
300 gr. de queso ricota.
1/2 vaso de leche
AOVE
1 c.s. de harina.
Sal.
Pimienta negra.

ELABORACION

Empezamos con la pasta. Yo, para los 6 que somos, he hecho 300gr de harina, es muy facil modificar las cantidades, es siempre igual, 1 huevo por cada 100gr de harina. Hacemos una montaña con la harina y en un hueco central echamos los huevos y el aceite, y vamos mezclando hasta que todo este bien integrado. No hace falta que amasemos mucho, no nos hace falta que se desarrolle el gluten. Hacemos una bola, lo envolvemos en papel film y lo dejamos reposar al menos 30 minutos en la nevera.


Ahora nos ponemos con el relleno. Pochamos la cebolla en aceite, con sal y un golpe de pimienta y cuando este transparente añadimos una cucharada de harina, dejamos que se cocine, removiendo frecuentemente, y echamos la leche, mezclamos bien y  las espinacas a la sartén. Las espinacas van a perder muchísimo volumen, cuando estén bien integradas toca añadir el queso. Si no encontráis ricota, con requesón queda muy bien, cocinamos hasta que nos quede una mezcla melosa, retiramos del fuego y dejamos que se enfríe.


Mientras se enfría vamos a estirar la pasta. Si tenéis maquina de pasta fresca, simplemente es pasarlo por ella aumentando el numero hasta el grosos que deseemos, a mi no me gusta muy gruesa y la estiro hasta el penúltimo numero, pero esto va al gusto. Si no tenemos maquina de pasta nos toca estirar la masa con un rodillo, hacemos bolas de masa, enharinando bien la mesa de trabajo y la trabajamos hasta dejarla bien finita.

Una vez estirada la masa, de la manera que elijamos, ponemos una capa de masa, sobre la mesa de trabajo, enharinada o aceitada. Con la ayuda de una cuchara, ponemos montoncitos del relleno, separando unos de otros unos 2 dedo¡s, humedecemos con agua al rededor del relleno y cubrimos con otra lamina igual de masa. Cortamos nuestros raviolis con un corta pasta, con un aro de emplatar o con cuchillo.


Ya solo nos queda cocerlos en agua abundante con sal, y acompañarlos con nuestra salsa preferida.


Si alguno me ama, guardará mi Palabra, y mi Padre le amará Juan 14, 23

miércoles, 29 de marzo de 2017

Bizcocho de zanahoria y avena

EL estar a dieta te obliga a tener a toda la familia a dieta contigo, fundamental evitar tentaciones y la verdad empiezan a protestar.



Esta receta de bizcocho, no es que sea light, pero si me parece muy sana, pura fibra e hidratos de carbono de índice glucémico moderado bajo y de cadena larga. Son una buena alternativa para sustituir a varritas energéticas o como alimento para días de deporte.

INGREDIENTES

3 huevos
120gr de azúcar moreno
100ml de aceite de oliva.
150 gr de zanahoria rallada.
100 gr de copos de avena
150 gr de harina integral
16 gr de levadura
1 c.p. de canela molida
ralladura de 1 naranja.
Uvas pasas o ciruelas pasas (opcional)

ELABORACIÓN.

Mientras preparamos la masa, precalentamos el horno a 180ºC.

Batimos con varillas los huevos y el azúcar, hasta que doble el volumen, se puede hacer a mano o a máquina. Añadimos el aceite y seguimos batiendo. Una vez bien integrado todo, añadimos la zanahoria rallada.


Cuando todo este bien mezclado, empezamos con los elementos secos, los copos de avena, la harina, la levadura, la canela y la ralladura de naranja.

Mezclamos bien y lo pasamos a un molde bien forrado de papel de horno o aceitado y enharinado. Podemos decorarlo con copos de avena con pasas o con ciruelas secas, que es lo que yo he usado en esta ocasión. Horneamos de 25 a 30  minutos a 180ºC.

Una vez templado lo desmoldamos y podemos terminar con una capita fina de azúcar en polvo (yo no la he usado en este caso por ahorrame el mayor número de calorías posible).


‘Amarás a tu prójimo como a ti mismo’ Marcos 12, 29

viernes, 24 de marzo de 2017

Tarta de arroz con leche

Hace unos dias fue mi cumpleaños, y como es tradición en casa, el que cumple elige tarta, por lo tanto me tocaba elegir y dando un vistazo a mis blogs preferidos encontré una tarta que me encanto la idea. Era una tarta de arroz con leche de Las Rezetas de Carmen, pinchando en el enlace podéis ver su receta.



INGREDIENTES

250 gr. de galletas de canela (1 paquete)
70 gr de mantequilla.
 1.5 litros de arroz con leche.
6 hojas de gelatina neutra.
Canela molida.

ELABORACIÓN.

Lo primero es preparar el arroz con leche, pinchando os lleva a mi receta. 

Picamos las galletas, no hace falta convertirlas en polvo, pueden quedar trocitos, pero como más os guste, le añadimos la mantequilla fundida y las distribuimos en el fondo de un molde y a la nevera para que endurezca.


Una vez tenemos listo el arroz con leche, hidratamos las hojas de gelatina y las incorporamos al arroz con leche caliente, mezclamos bien y lo echamos en el molde, lo volvemos a llevar a la nevera y en un par de horas o tres estará frío y compacto, decoramos con canela molida y listo para disfrutar.



Jesús llegó a una ciudad de Samaría llamada Sicar, cerca de las tierras que Jacob había dado a su hijo José. San Juan 4, 5








miércoles, 15 de marzo de 2017

Callos de bacalao

Esta es una receta que llevaba mucho tiempo queriendo hacer, pero por unas cosas u otras se iba quedando en el tintero. La receta de hoy es baja en calorias, llevo 2 meses a regimen y parece que lo voy consiguiendo.


El callo de bacalao corresponde a la vejiga natatoria del pez y viene salada. Para prepararlo los pondremos a desalar en agua, en 6hs estan haciendoles 3 cambios de agua y siempre en la nevera, son muy finos.

INGREDIENTES

500gr. de callos de bacalao (desalados previamente)
1 Cebolla
3 Dientes de ajo.
1/2 pimiento verde.
2 c.s. de carne de pimiento choricero.
1 hoja de laurel.
1/2 c.c. de comino (opcional)
1 cayena (opcional).
1c.s. de pimentón.
2 c.s. de aceite de oliva virgen extra. 
1/2 bote de garbanzos cocidos.

ELABORACIÓN

Lo primero vamos a cortar los callos en trozos de unos 2-3 cm mientras ponemos agua con una hoja de laurel a hervir. Cuando rompa a hervir el agua echamos los callos cortados y apagamos el fuego, dejandolos dentro mientras preparamos el sofrito .


Picamos muy pequeña la cebolla, el pimiento verde y los dientes de ajo y los ponemos a sofreir en 2 cucharadas de aceite, no necesita más, si queremos un puntito picante es el momento de añadir una cayena o media o ninguna y el comino y cuando este pochadita la verdura, añadimos la carne de pimiento choricero mezclamos bien, añadimos el pimentón moviendo para que no se queme y echamos los callos escurridos.


Del mismo agua en el que hemos escaldado los callos vamos mojando el sofrito con los callos y dejamos que cueza a fuego medio hasta que esten blandos, añadimos los garbanzos mezclamos y dejamos al fuego 5 min más y listos para disfrutar.

Yo como os he dicho estoy a dieta, pero la salsa era para mojar un par de barras de pan.

"¿Podéis beber la copa que yo voy a beber?" Mateo 20, 20

miércoles, 22 de febrero de 2017

Chili con carne

El Chili con carne es un clasico de la cocina TEXMEX, que la verdad siempre lo habia comido fuera de cas, pero nunca me habia atrevido a hacerlo y la verdad queda riquisimo.


INGREDIENTES

1 Cebolla.
1/2 pimiento verde o rojo (carnoso).
2 dientes de ajo.
500 gr de carne picada (vacuno o mixta).
400 gr de tomate triturado.
300 gr de judias rojas cocidas.
Cayena o Chili rojo o incluso habanero, cantidad al gusto.
1c.p. de comino molido
1c.p. oregano
Pimienta negra
1 c.s. de pimenton dulce
1/2 vaso del agua de las judias.
Aceite de oliva.
Sal

ELABORACIÓN

Cortamos en dados pequeños la cebolla, el pimiento y el ajo y lo ponemos a pochar en una cazuela con un poquito de aceite de oliva. Si hemos elegido añadir guindillas frescas o chiles frescos es el moento de añadirlos, si usamos cayenas o chiles secos o en polvo lo añadimos junto al pimentón. Cuando estemos a medio pochar añadimos el comino molio y un poquito de sal. Cuando el pimiento empieze a ponerse blandito añadimos la carne picada y lo mezclamos bien, que se vaya haciendo la carne, mientra la vamos deshaciendo, a fuego medio alto.


Cuando tengamos la carne suelta es el momento de añadir el pimentón y el picante elegido si este es seco o en polvo. Lo mezclamos bien y añadimos el agua y el tomate triturado. Mezclamos bien y añadimos las judias rojas. Dejamos que cueza todo junto, a fuego lento durante unos 30 min. Y a disfrutar.


«¿Quién dicen los hombres que es el Hijo del hombre?» Mateo 16, 13


lunes, 13 de febrero de 2017

Tarta de queso, tipo Restaurante La Viña

Recetas de tarta de queso hay cientos, y muchas de ellas deliciosas, pero hay un restaurante en San Sebastian donde hacen sin duda la mejor del mundo. Yo la descubrí hace 2 años y he buscado una receta parecida, hasta que he encontrado esta que se acerca mucho.


INGREDIENTES

 1 Kg de queso crema
500cc de nata para montar 35% de materia grasa.
5 huevos
350 gr. de azúcar
30 gr de harina

ELABORACIÓN

Yo la he preparado en la Thermomix, pero vale cualquier tipo de batidora.


Mientras mezclamos los ingredientes precalentamos el horno a 200ºC. Ponemos el queso crema, la nata, los huevos, el azúcar y la harina y batimos en velocidad 5-6, hasta que la mezcla coja cuerpo, no debe estar liquida, en 1 minuto suele estar, si los ingredientes están bien fríos se facilita el montado correcto.

Forramos un molde con papel de horno y rellenamos con la mezcla preparada. Metemos en el horno bajando la temperatura a 180ºC y la dejamos unos 50 minutos. Para ver si esta lista pinchamos con una aguja que debe salir limpia, si sale limpia esta, pero vereis que en el centro la tarta tiembla si la movéis, ese es el punto. 


Dejamos la tarta dentro del horno con la puerta entreabierta y dejamos que se temple. Y lista para disfrutar.

Así es deliciosa, pero la podéis dar un toque añadiendo a la mezcla una cucharada sopera de esencia de vainilla y luego la podéis acompañar con mermelada de frutas del bosque, por ejemplo, nata montada o helado al gusto. 

No dejéis de probarlas, es muy sencilla y queda deliciosa.

"¿Por qué esta generación pide una señal?" Mateo 8, 12.